El Pleno aprueba el presupuesto de 2014 con la ausencia de Barranco

La hermandad del Rocío celebra su sabatina este sábado en San Bernardo
6 febrero, 2014
Restauran las estatuas del Paseo Saccone tras ser colocadas de nuevo
7 febrero, 2014
Mostrar todo

ANA VILLALTA  7 de febrero de 2014

El grupo socialista conocía la decisión de la edil, que presenta un parte de baja médica, e incluso retira su asiento de concejal El equipo de Gobierno saca adelante el resto de puntos

El Pleno del Ayuntamiento de La Línea aprobó casi por unanimidad el presupuesto para 2014 a pesar de la ausencia de la aún concejal socialista Asunción Barranco, que presentó un parte de baja médica. El PSOE conocía su decisión en incluso retiró el asiento de la edil en el salón de plenos.

El presupuesto, primer punto del día de la sesión plenaria ordinaria del mes de febrero, salió adelante después de que los grupos socialista, IU, PA y el concejal del grupo adscrito Pepe Infante votaran afirmativamente a la desestimación de las tres alegaciones a la plantilla presentada por los trabajadores municipales Roberto Ruiz, Fernando Antonio Sánchez y Fermina Chacón. El PP se adhirió al voto afirmativo salvo en el caso de la técnico en sanidad, por lo que el secretario general elevó a definitivo el presupuesto y la plantilla para 2014.

Fue el punto más importante en una sesión a la que la llamada a ser protagonista, Asunción Barranco, finalmente no acudió. La exteniente de alcalde notificó en el día de ayer una baja médica y según confirmó el secretario general del consistorio linense, César Escobar, no realizó tramitación alguna sobre su acta de concejal, por lo que sigue estando adscrita al grupo socialista.

De esta manera no hay novedad sobre la decisión de Asunción Barranco, que dejó bien claro en rueda de prensa que dejaba sus funciones de teniente de alcalde y las delegaciones de Asuntos Sociales y Mercado, mientras conocía la respuesta de su recurso a la sentencia 283/2010 del juzgado número 3 de La Línea, que desestimó su demanda contra el PP por «intromisión a su intimidad» tras la repercusión del fallo judicial que volvió a poner en la palestra su petición a una subvención del convenio de trabajadores de la Mancomunidad de Municipios del Campo de Gibraltar para realizar se una liposucción que Barranco justificó como intervención médica.

Este diario intentó conocer las intenciones de Barranco y la postura de la alcaldesa, Gemma Araujo, algo que no fue posible.

Así, la sesión transcurrió con total normalidad. También se ausentaron del Pleno los concejales del PP Juan Miguel Valadés y Nativel Quiñones. El siguiente punto a debate se centró en el inicio del expediente para concesionar la estación de autobuses. Mientras IU defendió que apoyaba la gestión pública y que por eso había contribuido a secundar las ordenanzas propuestas por PSOE para el funcionamiento de la estación y en el incremento de las tasas, los integrantes del IU no apostaban por el cambio de concesión de la terminal porque nadie les había mostrado los números contables para demostrar la imposibilidad del proyecto de gestión directa.

El portavoz socialista Francisco Espada defendió la concesión recapitulando a que durante veinticinco años nada se había hecho en la estación de La Línea y el estado de la terminal obligaba a reconocer que solo a través de capital privado «se puede regenerar el servicio en la estación de autobuses». Los populares aplaudieron la decisión y el punto salió adelante con los votos a favor de todos los grupos salvo IU.

Sobre la mesa quedó la modificación en el registro de bienes muebles, en concreto, de vehículos municipales. La razón expuesta por Juan Carlos Villalba, que se habían detectado algunos fallos en la comisión informativa».

El segundo inventario llevado a pleno fue el registro de bienes inmuebles. De nuevo IU no estaba de acuerdo con la propuesta del equipo de gobierno al entender que es bueno fiscalizar cada matriz de suelo municipal pero su portavoz, Ceferina Peño, puso como ejemplo algún expediente vivo como el de la finca del Rocamar y la parcela que ubica la piscina de la comunidad, justificando su negativa a aprobar el inventario de bienes «poquito a poco», ya que en un pleno anterior se llevó este mismo punto pero con menos elementos en el inventario. El responsable de urbanismo, Francisco Espada, se defendió convencido de que el inventario «es un elemento vivo que se va modificando a diario». Finalmente salió adelante con el voto en contra de IU.

Las mociones presentadas por IU, una instando al gobierno de la nación a que rectifique sobre el Anteproyecto de Ley del Aborto, y otra sobre la no privatización de La Almoraima, se aprobaron sin el respaldo del PP, que se abstuvo en la primera y votó en contra de la segunda.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

9 − 4 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.